Cultura

Tonal Guancavilca suena hoy en Fiartes-G

Tonal Guancavilca suena hoy en Fiartes-G

Un concierto de percusiones nativas de la Costa ecuatoriana abrirá esta noche la vigésimo segunda edición del Festival de Artes Escénicas Guayaquil (Fiartes-G).  Schuberth Ganchozo será el encargado de liderar este espectáculo con instrumentos elaborados con caña guadúa, el bambú endémico ecuatoriano y desarrollados por artesanos de las comunas Guancavilcas de Santa Elena.

El Tonal Guancavilca es el producto de cerca de ocho años de investigaciones que se han hecho sobre la geometría sonora de la cultura Guancavilca, asentada en la provincia de Santa Elena. "Es un trabajo que se desarrolló en las distintas comunas como Libertador Bolívar, Olón, Dos Mangas, Valdivia y en todas estas comunas hemos convivido con la gente y hemos escuchado sus canciones, es decir, las formas en que ellos cantan, las formas en que la cultura Guancavilca se expresa sonoramente", señala el músico e investigador.

Apunta que esta investigación arrojó "un concepto a la que denominamos la geometría sonora Guancavilca o Tonal Guancavilca. "Nosotros hemos desarrollado instrumentos musicales que tienen que ver con esa geometría que se viene sosteniendo desde la cultura Valdivia, es decir, que desde esa cultura ya existe una geometría sonora, que básicamente es el reflejo de un calendario solar de la costa ecuatoriana".

Nuestras culturas fueron agrícolas y la forma de conocer la climatología, de predecir las temporadas, de llevar los horarios es a través de los calendarios, y un calendario solar no es otra cosa que geometría hecha en el suelo, en el piso, en los lugares ceremoniales, esa geometría deriva también en sonido, es decir los sonidos de la cultura Guancavilca devienen de una geometría solar".  Schuberth Ganchozo, músico e investigador.

Ganchozo señala que lo que se va a escuchar en Tonel Guancavilca es el modo de hablar, cantar, bailar, caminar y trabajar de los pueblos de la Costa ecuatoriana. "Escucharemos esas tonadas, esos tonos con los que la cultura Guancavilca se viene expresando hace miles de años y que están vigentes en las comunas ancestrales nativas de nuestras costas", cuenta el historiador sobre esta presentación prevista para las 19:30 de este jueves, en el Teatro Centro Cívico Eloy Alfaro.

En este concierto gratuito, según Ganchozo, se espera contar con siete músicos en escena. Ellos serán los encargados de tocar los 30 instrumentos de caña guadúa creados a partir de esta investigación, cuya meta está enfocada en la creación de una orquesta de percusiones con 50 músicos provenientes de Santa Elena.

Actualmente ya las comunas y los artesanos están capacitados para seguir replicando estos instrumentos y lograr un sueño que tenemos desde hace tiempo: crear la Guaope o la Guancavilca Orquesta de percusiones, una orquesta grande de unos 50 músicos que toquen estos instrumentos que ellos mismos pueden construir y que a la vez se puede desarrollar todo un repertorio nativo". Schuberth Ganchozo, músico e investigador.

Para este músico la elaboración de instrumentos, a partir de una investigación, no es ajena, pues anteriormente desarrolló una serie de instrumentos en barro, que le permitieron explorar los sonidos ancestrales.

Actualmente, Ganchozo también trabaja en una nueva visión del amorfino para la cultura montuvia. "Recuerde usted que cuando hablamos del Tonal Guancavilca estamos haciendo referencia a una cultura aún invisible para el resto de la sociedad ecuatoriana, es decir ni siquiera en la Constitución todavía está colocada como un elemento de identidad de los ecuatorianos, en cambio de la cultura montuvia sí".

Explica que el nuevo proyecto se denomina Íntimo Amorfino. "En este proyecto las investigaciones nos llevan a que la tradición de las cuerdas de la cultura montuvia, conjuntamente con el amorfino retomen nuevamente su curso, de que no sea una cosa de divertimento, de baile de chacotada, sino que el amorfino vuelva a su curso, que vuelva de nuevo a ese sentido de querencia de la tierra", cuenta Ganchozo. (I)