Deportes

Richard Carapaz cerró décimo tercero en Il Lombardía; Jakob Fuglsang fue el ganador

Richard Carapaz cerró décimo tercero en Il Lombardía; Jakob Fuglsang fue el ganador
Italia -

El danés Jakob Fuglsang, del Astana Pro Team, fue ganador de Il Lombardía, en Italia, el segundo de los monumentos ciclísticos que se disputan esta temporada. Los ecuatorianos Richard Carapaz y Jonathan Caicedo compitieron en la prueba.

Fuglsang lideró la competencia en los últimos kilómetros en el descenso hasta la localidad de Como para completar el trazado de 231 kilómetros en 5 horas 32 segundos y 54 segundos.

Carapaz (Ineos) permaneció en el lote principal hasta los últimos 15 kilómetros de competencia cuando Aleksandr Vlasov y Jakob Fuglsang del Astana Pro Team, y George Bennett (Jumbo) despegaron en busca de la meta.

Al final, el corredor carchense entró relegado, en décimo tercer puesto, a 8 min y 15 s del ganador. El tricolor fue el mejor latinoamericano ubicado en la prueba.

Otro ecuatoriano en competencia fue Jontahan Caicedo (EF), quien reapareció tras la pandemia, su última carrera fue en febrero, cuando subió al tercer lugar del podio en el Tour Colombia.

El podio de Il Lombardía lo completaron el ruso Aleksandr Vlasov y el neozelandés George Bennett.

Caída de Evenepoel

Una aparatosa caída la que sufrió el belga Remco Evenepoel, del Deceuninck, quien al descenso del Muro de di Sormano impactó contra el borde y cayó desde el puente, a 43 kilómetros de la meta.

Los servicios de asistencia médica llegaron al lugar y rescataron a Evenepoel, un primer informe detalló que el joven belga (20 años) presentó una fractura en la pierna derecha, tras una caída de 9 metros.

Evenepoel ha sido una de las figuras destacadas de la temporada con triunfos en sus cuatro carreras previas, como la Vuelta a San Juan (Argentina), Volta ao Algarve (Portugal), Vuelta a Burgos (España) y el Tour de Polonia, las dos últimas pruebas con Carapaz como rival.

Cerca de la meta Maximilian Schachmann (Bora) sufrió un percance al cruzarse un vehículo en la carretera, sin consecuencias para lamentar y con el alemán de vuelta a la prueba. (D)