Economía

El Gobierno refocalizará subsidios a combustibles

El Gobierno refocalizará subsidios a combustibles

El Decreto 883, que eliminaba el subsidio a los combustibles, fue suspendido oficialmente este lunes 14 de octubre de 2019.

El presidente de la República, Lenín Moreno, emitió el Decreto 894 con el que cumple lo acordado en el diálogo con las organizaciones indígenas que se inició el domingo 13 de octubre con la intermediación de la Organización de las Naciones Unidad (ONU).

En el nuevo documento se dispone que se elabore una nueva política de subsidios de combustibles que precautele que estos no se destinen a las personas con mayores recursos económicos ni a contrabandistas.

Hasta que se expida el nuevo decreto, los precios de la gasolina extra y diésel vuelven a costar $ 1,85 y $ 1,37, respectivamente, desde hoy, 15 de octubre de 2019.

El cese de los efectos del 883 puso fin a las protestas que se realizaron durante 12 días en todo el país y que causaron grandes pérdidas a los sectores productivos, entre ellos el petrolero.

Entre el 7 y 13 de octubre se dejaron de producir 1’873.732 barriles de petróleo a causa de los atentados a campos de producción en la Amazonía.

Petroamazonas perdió 1’505.047 barriles de crudo, mientras que las empresas privadas 368.685, informó el Ministerio de Energía y Recursos no Renovables.

Esa pérdida significa aproximadamente $ 101,18 millones que corresponden solo a los barriles acumulados que se dejaron de bombear, mas no a los valores adicionales por encendido de pozos, explicó la cartera de Estado.

Los 20 campos petroleros ubicados en los bloques 60, 57, 61, 44, 18, 56, 21, y 58 de Orellana, Sucumbíos y Napo arrancaron desde este lunes 14 de octubre sus operaciones, pero el restablecimiento total se dará paulatinamente.

El ministro Carlos Pérez adelantó, en una entrevista en radio Huancavilca, que la producción de crudo regresará a su estado normal en 15 días, “pero la pérdida no se recuperará hasta finalizar el año”.

Adicionalmente, personal técnico de la empresa pública evalúa los daños en la infraestructura petrolera. Se estima que los mismos requerirán intervención de reacondicionamiento para recuperar su potencial original. Estos trabajos implican reparar las bombas electrosumergibles averiadas o atascadas.

El Ministro adelantó que solo para el reacondicionamiento de las instalaciones se requerirán $ 30 millones. Ese monto es adicional al capital que se necesita para cumplir las metas de producción.

La canalización de ese dinero dependerá de los recursos disponibles en el Ministerio de Finanzas. Pérez explicó que eso a su vez está atado a las nuevas disposiciones frente al manejo de los subsidios a los combustibles.

Eso se definirá en las próximas horas, cuando se emita la nueva política de subsidios. Con el 883 se preveía un ahorro de unos $1.500 millones; “ahora hay que tomar medidas en base a los nuevos acuerdos”, dijo Pérez.

La fuerte baja de producción de los campos petroleros también causó que el 9 de octubre se suspendiera la operación del Sistema de Oleoducto Transecuatoriano (SOTE), lo que retrasó las ventas al exterior. Ambas acciones todavía están en proceso de restablecerse.

Fernando Santos Alvite, exministro de Energía y Minas, considera que debe analizarse por qué fue fácil el acceso de los manifestantes a los campos petroleros para corregir dichas fallas.

Agregó que adicional a las pérdidas económicas reportadas, también se afectó la imagen del país ante los inversionistas internacionales. (I)