Mundo

China pagará salarios públicos con una nueva moneda digital

China pagará salarios públicos con una nueva moneda digital
China -

Shenzhen, Suzhou, Chengdu y Xiong’an se han convertido en las primeras ciudades chinas donde se ha comenzado a probar pagos con una nueva moneda digital.

El Banco Central de China intensificó en los últimos meses el desarrollo del e-RMB y medios de esa nación han indicado que se estaba adaptando el sistema con algunos empleados del Gobierno y servidores públicos para que reciban sus salarios en la moneda digital a partir de este mes.

Las plataformas de pago digital como Alipay, propiedad de Ant Financial de Alibaba, y WeChat Pay, de Tencent, son comunes entre los ciudadanos de China, pero no reemplazan al yuan, la moneda existente.

El Sina News señaló que la moneda digital se usaría también para subsidiar el transporte en Suzhou, pero en Xiong’an el tema se centró principalmente en alimentos y venta minorista.

Otros apuntan a que la adopción de esta moneda se acelera ante la pandemia del coronavirus y busca cumplir las medidas sanitarias y evitar principalmente el contacto físico.

Pero ¿qué habría detrás de crear una moneda digital en una economía como la china? “Una moneda digital soberana proporciona una alternativa funcional al sistema de liquidación en dólares y mitiga el impacto de cualquier sanción o amenaza de exclusión tanto a nivel de país como de empresa”, señaló el China Daily, un medio que aludió a la creación de esta nueva moneda electrónica.

El medio apuntó que también puede facilitar la integración en los mercados de divisas que se comercializan a nivel mundial con un riesgo reducido de interrupciones de inspiración política.

Según informes citados por el diario británico The Guardian, el progreso en la moneda digital fue estimulado también por el anuncio de Facebook en junio pasado de que tenía la intención de lanzar su moneda, aunque la plataforma ha ido cambiando el enfoque inicial.

Analistas de cadenas internacionales han indicado que al ser una prueba puntual en ciertas ciudades chinas no se avizora un impacto a corto plazo en otras economías.

Gabriela Calderón, investigadora de Cato Institute y editora de ElCato.org, consideró que mientras China mantenga un sistema financiero reprimido y controles de capitales, difícilmente puede aspirar a generar confianza en usuarios de cualquier moneda que emita.

“Puede obligar a la gente a usarla, pero esa gente para realizar transacciones con el resto del mundo se verá obligada a cambiar esa moneda por dólares o euros para poder comprar algo fuera de las fronteras”, dijo la analista.

Recordó que el dólar sigue siendo la moneda de reserva a nivel mundial y sirve como medio de cambio entre otras monedas. Además, en tiempos de crisis la gente busca refugio en el dólar, moneda en la que casi todos los bancos centrales tienen sus reservas.

Cadenas de alimentos

El diario británico The Guardian publicó que algunos informes indicaban que empresas como McDonald's y Starbucks, que surgieron en Estados Unidos y operan en China, han acordado ser parte de este proceso del uso de la moneda digital, sin embargo, en un comunicado, Starbucks le dijo al diario que no era un participante. (I)