Mundo

Corrupción marca polémica lid por presidenciales en Guatemala

Corrupción marca polémica lid por presidenciales en Guatemala
Guatemala -

La ex fiscal general de Guatemala Thelma Aldana, una abanderada de la lucha anticorrupción, renunció el pasado jueves a seguir en la carrera presidencial, un día después de que la Corte de Constitucionalidad (CC) rechazara su apelación a la decisión de la justicia de vetar su candidatura.

La Corte Suprema de Justicia había anulado la inscripción de Aldana –que tenía el 9,5% de apoyo– ante el Tribunal Supremo Electoral por denuncias de supuestos actos de corrupción durante su gestión como fiscal general (2014-2018).

Según expertos, esto es una represalia porque como fiscal desbarató hace cuatro años una estructura de sobornos en las aduanas para evadir impuestos, provocando la renuncia del expresidente Otto Pérez (2012-2015), actualmente detenido. Durante su gestión encarceló a altos funcionarios, empresarios, diputados y particulares por actos de corrupción en distintas esferas. Hizo este trabajo de la mano de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (Cicig), un ente adscrito a la ONU.

Previamente, el lunes, la CC vetó también la candidatura presidencial de Zury Ríos –era la segunda en las encuestas con el 15,9%–, hija del fallecido exdictador Efraín Ríos Montt, porque la Constitución impide la postulación de familiares de personas que hayan participado en un golpe de Estado.

Con esas resoluciones judiciales, la candidata socialdemócrata Sandra Torres se perfila como favorita en las encuestas para ganar la presidencia con el 20,7% de intención de voto.

  • Anulan candidatura de aspirante presidencial de Guatemala por narcotráfico

Torres es la candidata del Partido Unidad Nacional de la Esperanza y es la esposa del expresidente Álvaro Colom –también envuelto en casos de corrupción denunciados por Aldana y Cicig. Sin embargo, ella también es acusada por el financiamiento de 19,5 millones de quetzales (alrededor de 2,5 millones de dólares)  no registrados al tribunal electoral en su candidatura del 2015.

En total de 24 aspirantes buscaron inscribir su candidatura presidencial, pero la CC rechazó tres y otro candidato presidencial, Mario Estrada, fue detenido en Estados Unidos por narcotráfico. Lo que deja un 28% de intención de voto libre con las descalificaciones de Aldana, Ríoz y Estrada.

Hay expectativa por el destino de esos votos, pues Torres, Ríos y Aldana eran las favoritas, tras las cuales está, muy lejano, el candidato Alejandro Giammattei con el 7,4%.

El ganador reemplazará al mandatario Jimmy Morales, quien está envuelto en polémicas por tratar de detener investigaciones sobre corrupción en su contra y de sus familiares. Incluso expulsó a la Cicig del país y le declaró la guerra a Aldana por las investigaciones.

Guatemala  es uno de los países centroamericanos con mayores problemas, incluyendo la masiva migración de sus ciudadanos hacia EE.UU. y la violencia. En el índice de percepción de la corrupción de Transparencia internacional ocupa el puesto 144 de 180.

La pobreza y pobreza extrema afectan al 59,3% de la población (10 millones de habitantes), mayoritariamente la población indígena-rural, de acuerdo con una publicación del diario local Prensa Libre. 

Según la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos en Guatemala, el país está en el puesto 127 en el índice de desarrollo humano, el segundo más bajo de la región. También destaca que en el 2018 se vieron retrocesos en la lucha contra la impunidad y la corrupción, así como la continuación de la desigualdad y violencia de pandillas y crimen organizado. (I)

16 de junio

Ese día se realizarán las elecciones generales en Guatemala. Una exprimera dama es la favorita.