Mundo

El cantante Macaco pide más sensibilidad para el planeta

El cantante Macaco pide más sensibilidad para el planeta
Nueva York -

"Los seres humanos tenemos los egos demasiado hinchados", aseguró el viernes el cantautor barcelonés y ecologista Macaco (Daniel Carbonell), que urge a cuidar el planeta en su nuevo disco, "Civilizado como los animales".

Una de las canciones, "Blue, diminuto planeta azul", inspirado en el científico Carl Sagan y la foto más lejana de la Tierra, donde canta junto a Juan Manuel Serrat y Jorge Drexler, habla de la insignificancia del ser humano en el universo.

"No hay planeta B", recordó Macaco, de 47 años, en una entrevista telefónica con la AFP desde Barcelona, antes de llegar a Nueva York a tocar en la Conferencia de Música Latina Alternativa (LAMC), que se celebra del 9 al 13 de julio.

Macaco, conocido por su defensa del medio ambiente, decidió titular su octavo álbum con una frase de la canción "El progreso" (1976) del famoso cantante brasileño Roberto Carlos, que "fue el primer himno ambiental de la música hispanolatina" y "estuvo prohibido por la dictadura brasileña".

Los seres humanos "somos una plaga para el planeta por desgracia"; "como no hagamos algo rápido, y no hablo de próximas generaciones, hablo de ahora, no quiero ser catastrofista (...) pero en los próximos 10 años podemos tener un susto importante", advierte.

La semana pasada, cantó en el barco de Greenpeace "Arctic Sunrise" en Bilbao para celebrar el Día Mundial de los Océanos, y al final del verano boreal arrancará una gira por Colombia y toda Latinoamérica, España y otros países europeos que durará dos años.

El cantautor, que comenzó su carrera tocando en las calles de Barcelona y fue nominado a un Grammy latino por su primer sencillo, "Moving" (2009), destaca el "carácter muy mediterráneo" de "Civilizado como los animales", que salió a la venta a fines de mayo, "con muchos acordes morunos e hispanos", aunque con mucha fusión de reggae, rumba, funk y electrónica.

Algunas canciones como "Blue" o "Lo quiero todo" -que habla del conformismo y la aceptación en el amor- son más narrativas, poéticas, otras como "Las ovejas negras" -una oda a la diferencia- más alternativas y otras como "Bailo la pena" o "Somos fiesta" más positivas e hipnóticas, describe.

El disco cuenta con numerosas colaboraciones, además de Drexler o Serrat de los españoles Silvia Pérez Cruz, Juanito Makandé o el rapero Nach, la banda colombiana Monsieur Periné, la argentina Miss Bolivia o el puertorriqueño Visitante.

Las colaboraciones "han sido una maravilla", dice. "Quería que este disco fuese como una declaración de principios, y llamé a muchos artistas diferentes, muchos son amigos, gente que admiro (...) Aquí no hay acuerdos económicos, los que están es porque realmente lo sentían y eso es lo bonito". (E)