Mundo

Víctimas de la dictadura chilena consideran insuficiente indemnización

Víctimas de la dictadura chilena consideran insuficiente indemnización

Las víctimas de la ex Colonia Dignidad, durante la dictadura chilena de Augusto Pinochet, calificaron el sábado 18 de mayo de 2019 como insuficiente una indemnización por daños sufridos anunciada la víspera en Alemania.

El gobierno y una comisión parlamentaria del país europeo acordaron reparar con 10 mil euros a cada una de las víctimas, desde este año hasta 2024, como compensación a quienes sufrieron abusos de todo tipo en ese enclave de alemanes fundado en 1961 en el sur de Chile.

Paul Schaefer, excabo de las fuerzas armadas de la Alemania nazi convertido en predicador, creó la comunidad Colonia Dignidad en la que adoctrinaba a sus miembros y los sometía a condiciones de esclavitud.

Las atrocidades cometidas en esa aislada comunidad de unas 13 mil hectáreas ubicada a unos 350 kilómetros al sur de esta capital, sólo se hicieron públicas al finalizar la dictadura pinochetista.

Schaefer debió enfrentar en 1997 varias querellas judiciales, por lo que huyó del país, y tras ser detenido en Argentina en 2005 fue condenado en Chile al año siguiente a 20 años de cárcel por abuso sexual de niños, posesión de armas y violaciones a los derechos humanos, y murió en 2010, a los 88 años.

Margarita Romero, presidenta de la Asociación por la Memoria y los Derechos Humanos Colonia Dignidad, declaró a la prensa que la medida de las autoridades alemanas no constituye una reparación integral para quienes vivieron por casi medio siglo en ese lugar.

Advirtió que no da reparación permanente a quienes trabajaron casi en condición de esclavitud por 40 años, sin derecho a salario ni cotizaciones y que, por lo mismo no cuentan hoy con jubilaciones ni seguro de salud.

Por su parte Horst Schaffrick, alemán que a los tres años se instaló junto a su familia en el enclave, declaró que la indemnización alcanza para muy poco, frente a los 40 años sin pago de trabajo, además de los sufrimientos por esclavitud, drogas y abusos sexuales por 20 años.

La comisión especial anunció también el financiamiento para la construcción de un centro de memoria documental y llamó a no finalizar la búsqueda de justicia respecto a los crímenes de Colonia Dignidad.

Esto último está directamente relacionado con un reciente fallo de la justicia alemana de archivar la investigación contra el médico Hartmut Hopp, uno de los principales cómplices de Schañfer.

Un tribunal de la ciudad de Krefeld decidió archivar investigaciones sobre crímenes cometidos en Colonia Dignidad, alegando la falta de pruebas para comprobar los delitos imputados a Hopp, acusado en 2011 de complicidad en 16 casos de abusos a menores y que escapó de Chile antes de cumplir una pena de cárcel.

Esa decisión fue duramente criticada aquí por organizaciones de víctimas de la dictadura de Augusto Pinochet y la Asociación por la Memoria y los Derechos Humanos Colonia Dignidad, entre otras. (I)