Nacional

Ejecutivo vetó los proyectos que regulan la producción y comercialización de la palma aceitera, y el control del microtráfico y consumo de drogas en espacios públicos

Ejecutivo vetó los proyectos que regulan la producción y comercialización de la palma aceitera, y el control del microtráfico y consumo de drogas en espacios públicos
Quito -

El Ejecutivo aplicó 34 observaciones a los proyectos de Ley sobre la regulación de la producción y comercialización de la palma aceitera, y el referente al control del microtráfico y consumo de drogas en espacios públicos. La Asamblea Nacional tendrá 30 días para tramitarlos.

En las 21 objeciones al proyecto de Ley sobre el fortalecimiento, desarrollo, producción y comercialización de la palma aceitera, el Ejecutivo realiza algunas precisiones sobre el rol de las instituciones relacionadas con el control del sector palmicultor; también observa lo relacionado con el mejoramiento de la productividad de la palma; las obligaciones de los actores de la cadena agroproductiva; así como aplica cambios a la mesa técnica de comercialización.

Uno de los aspectos que también observa el Ejecutivo es la regulación de las líneas de crédito destinadas a este sector, la producción del biodiésel y autorizaciones administrativas ambientales.

En torno al proyecto de Ley contra el consumo y microtráfico de drogas, el Ejecutivo aplicó trece observaciones, en las que se precisa que la prevención, disuasión, vigilancia y control del uso y consumo de drogas en espacios públicos estará a cargo de la Policía Nacional, para lo cual podrá contar con el apoyo de los cuerpos de agentes de control municipal o metropolitano.

Los agentes de control municipal o metropolitano, en ejercicio de sus funciones de control del espacio público, deberán aprehender a quien sea sorprendido en delito flagrante de tráfico ilícito de sustancias catalogadas sujetas a fiscalización y entregarlo de inmediato a la Policía Nacional.

En el veto se ratifica la prohibición del consumo de sustancias sujetas a fiscalización en los espacios públicos o en establecimientos y eventos de concurrencia masiva, determinados por ordenanza municipal o metropolitana. (I)