Nacional

Lenín Moreno decreta estado de excepción en Ecuador y ratifica medidas económicas

Lenín Moreno decreta estado de excepción en Ecuador y ratifica medidas económicas

Actualizado a las 13:23

El primer mandatario, Lenín Moreno, decretó este mediodía el estado de excepción en Ecuador para permitir la libre movilidad de los ciudadanos ante las protestas generadas por los transportistas.

Con esta decisión, el gobierno puede sacar a las calles a los militares para evitar desmanes. Moreno reiteró que hay apertura al diálogo, pero que no permitirá caos, porque los grupos que crean focos de violencia están perfectamente identificados  ya que pretenden desestabilizar al gobierno.

Las medidas siguen en firme. No existe la más mínima posibilidad de cambiar aquellas medidas relacionada con ese subsidio perverso que causaba daño al pais. No es posible permanecer en esta distorsión que causaba un serio deterioro a la economía nacional, señaló el presidente.

Moreno dijo que es preciso mantener esa decisión para controlar a quienes pretenden imponer el caos para conseguir algo. "Ese tiempo ya se acabó, debemos abandonar esa costumbre que es tratar de imponer criterios con actos vandálicos", expresó el mandatario en breves declaraciones una vez que concluyó el gabinete con los ministros del régimen.

Dijo que a las personas que lo critican de no tomar decisiones, eso pudiera ser una impresión, pero explicó que él sí tiene la valentía para tomar decisiones ante los problemas que afronta el país que ama tanto. "Una cosa es que sea prudente y otra que tenga valentía, y me sobra para tomar decisiones respecto a este país", dijo Moreno.

En la explicación posterior, el ministro de Defensa, Oswaldo Jarrín, dijo que se establece el estado de excepción para que la policía y fuerzas armadas actuarán cuando se interrumpa el orden vigente y se obstaculice la movilidad y el desarrollo de actividades.

María Paula Romo, ministra de Gobierno, dice que se emplearán la fuerza para evitar interrumpir vías. El estado de excepción estará vigente desde la firma del decreto hasta por 60 días. De ser preciso se analizará si luego se renueva, explicaron.

Romo pidió disculpas ante las agresiones denunciadas por periodistas durante los incidentes de la mañana.

Sobre la suspensión de clases en todo el territorio ecuatoriano se evaluará más tarde, expresó la Ministra de Gobierno.

Pedidos al Mandatario

El presidente del Consejo de Participación Ciudadana y Control Social (CPCCS), Cristian Cruz, estuvo en Carondelet y al salir informó que ha pedido al presidente de la República, Lenín Moreno, revisar el decreto 883 y focalizar el subsidio a los combustibles. Dice que el gabinete ampliado estaría revisando esta opción para terminar con el paro de transportes.

Antes de ingresar al Palacio de Carondelet, el ministro de Finanzas, Richar Martínez, dijo que la medida de eliminar el subsidio a las gasolinas se mantendrá porque es una medida correcta. Al interior del edificio del Ejecutivo se desarrolla una reunión de gabinete y entre los asistentes se encuentran los ministros de Gobierno, de Defensa, de Trabajo.

Miembros de la Policía Nacional resguardan el centro histórico de Quito ante la marcha de estudiantes y transportistas que quieren expresar su protesta ante las medidas económicas adoptadas por el Gobierno Nacional.

En los exteriores del Palacio Presidencial y en la zona de la Plaza Grande está prohibida la circulación ciudadana.

Allí, miembors de la Policía reprimen con fuerza a manifestantes en las calles Olmedo y Guayaquil.

Un paro de transporte a nivel nacional ha alterado el normal desarrollo de las actividades casi en todo Ecuador. Algunos miembros de la prensa denunciaron haber sido atacados por los policías que se encuentran resguardando la capital, donde minutos antes lanzaron bombas lacrimógenas. Eso se pudo evidenciar en tuits que circularon en redes sociales.

Diego Pallero, Julio Estrella de El Comercio y Roberto Rueda de Expreso fueron agredidos por policías, de acuerdo a reporteros en el sitio.

Los locales comerciales del centro histórico cierran, mientras policías intentan dispersar las protestas. El objetivo es impedir que las manifestaciones que circulan desde la Universidad Central avancen al Palacio de Carondelet.

En las calles Olmedo y Guayaquil en el centro de Quito, manifestantes protestan contra medidas económicas. Cercos policiales impiden el ingreso hacia el Palacio Presidencial.

Manifestantes encapuchados queman llantas, mientras otros supuestos estudiantes enarbolando banderas tricolor intentan circular por los alrededores de la Plaza Grande.

Más temprano, en los alrededores de la Universidad Central y en diversas parroquias cercanas a Quito se produjeron desmanes y quema de llantas para impedir la movilización de vehículos particulares. (I)