Política

Catedráticos analizan consecuencias sociales tras las protestas en Ecuador

Catedráticos analizan consecuencias sociales tras las protestas en Ecuador

Ecuador volvió el lunes 14 de octubre de 2019 a recuperar la normalidad cotidiana, tras más de 10 días de violentas protestas en diversas ciudades del país.

Expertos discutieron sobre las lecciones, reflexiones y medidas que se tomaron tras los diálogos de paz que se desarrollaron posteriormente la noche del domingo 13 de octubre de 2019 entre el Gobierno ecuatoriano y organizaciones indígenas y sus resultados.

Elías Azuero, asambleísta y vicepresidente de la Comisión de Fiscalización de la Asamblea Nacional (AN) destacó la “deficitaria” estrategia comunicacional del Gobierno para transmitir sus ideas.

Él se refirió a la posición “difícil” que tuvo el Presidente Lenín Moreno de haber eliminado los subsidios a los combustibles. Eso, costó casi “el rompimiento del Estado de Derecho” en el país, dijo Azuero.

“Los indígenas no se dieron cuenta de que fueron permeados, que fueron infiltrados”, apuntó. Azuero propuso que, para alcanzar un país de paz, se debe tomar desde el actual Gobierno estrategias para unir a todos los sectores.

De su lado, María Paz Jervis, decana de Ciencias Sociales y Jurídicas en la Universidad Internacional SEK Ecuador, consideró como “un día gris” la jornada siguiente tras las conversaciones entre Gobierno e indígenas.

“Debemos tomarnos un tiempo para reflexionar y mirar más allá de la coyuntura (…) es una sociedad (ecuatoriana) que está sumamente fragmentada y evidencia muchas debilidades que no hemos podido ver”, explicó Jervis.

“Cuando tenemos un poquito de espacio, la violencia sale a flor, desde distintos sectores, como mecanismo de interlocución, esto nos dice que como sociedad tenemos diferencias profundas”, añadió.

La mesa de diálogos de paz fue “trágica”, dijo Jervis. Ella indicó que las negociaciones no debieron ser televisadas y que por la parte indígena, hubo muestras de “irrespeto al Estado ecuatoriano.

Gobierno está 'listo' para continuar diálogo con indígenas

En el diálogo, también participó Óscar Monteros, catedrático y rector del centro de relaciones Internacionales del Instituto de Altos Estudios Nacionales (IAEN) de Quito.

Él mencionó que durante los días de paralización de transportistas y posteriores focos de violencia, el Gobierno, indígenas y estratos sociales “perdieron” la capacidad de ejercer la protesta social con el “ámbito de paz”.

“Lo que hemos vivido estos días, francamente ha sido lamentable, desde el comportamiento de todas las instituciones”, señaló Monteros.

Para Monteros, el Gobierno cometió un “error” en planificación y conocimiento de escenarios posibles tras haber eliminado los subsidios de combustibles.

De lado de los indígenas, el representante del IAEN se refirió a que los indígenas también “perdieron” al convertir su manifestación en “un campo de batalla”. (I)