Vida

Budokan, convención que fusionó alegría y nostalgia

Budokan, convención que fusionó alegría y nostalgia

Jesús Avilés cargaba  en los hombros a su hijo Ethan, de 7 años, mientras se movía emocionado y coreaba entre el público, junto con su pequeño, las canciones de Dragon Ball Z, que eran interpretadas por César Franco en uno de los conciertos de la octava edición Budokan, en el Palacio de Cristal, en Guayaquil, que empezó el sábado 16 y culminó este domingo.

César Franco presentó un repertorio de melodías de Dragon Ball Z.

En los  shows de música en vivo  también estuvieron   Jade y Mauren Mendo, quienes compartieron los inolvidables temas musicales de varias series animadas. Además, se contó con la participación del japonés Ayumi Miyazaki, intérprete y compositor original de las canciones de la serie Digimon.

Otro de los atractivos de Budokan fue el encuentro con las voces de los actores de doblaje Mario Castañeda, René García y  Ricardo Brust,   de Gokú , Vegeta, y Broly de Dragon Ball Z, respectivamente.

“Es increíble cómo se pueden unir generaciones con emociones distintas pero una misma pasión, vemos Digimon y Dragon Ball Z y cantamos juntos las canciones”, dijo Jesús.

María José Camacho llegó vestida del personaje Zero Two de la serie Darling in the Franxx. “Es el evento más esperado del año, siempre vengo de un cosplayer. Me divierto y salgo de mi zona de confort, conozco más gente, soy introvertida, pero con el traje me hago extrovertida”, expresó.

En la convención hubo un concurso de cosplayers, el primer lugar lo obtuvieron Johanna Pérez, con el personaje Saber de Fate, y  Denis Pirela, con Gilgamesh de Fate. En la presentación exhibieron sus atuendos, que crearon durante casi un mes, hicieron movimientos coordinados y pelea.

En el evento estuvo el yutubero Luisito Comunica, cuyo nombre real es Luis Arturo Villar Sudek, quien horas antes de su presentación compartió en sus redes sociales los sitios que visitó en Guayaquil.

Asimismo, en Budokan el público observó el baile  de coreografías de  k-poppers, fans de k-pop, un estilo de música coreano; la exposición de ilustradores y diseñadores gráficos, venta de artículos de animes y cómics, y  comida japonesa del negocio Tai-suki Taiyaki.  (E)

Expositores vendieron artículos de animes y cómics.