Vida

El IESS se queda sin 270 000 afiliados hasta junio de 2020

El IESS se queda sin 270 000 afiliados hasta junio de 2020

Cristina, quien no quiere dar su apellido, lleva 40 días en el desempleo, fue desvinculada del sector público el pasado 28 de mayo, luego de dos años de labores en el área administrativa. Hasta el momento no ha recibido el pago de su liquidación, asegura.

Mientras espera, todos los días postula a puestos de trabajo. Ha perdido la cuenta del número de hojas de vida que ha enviado. “La situación está muy difícil, somos muchos los que ahora no tenemos empleo”, comenta.

En este tiempo se ha mantenido con el último sueldo que le pagaron e hizo lo que muchos han optado en este tiempo: emprender por redes sociales.

Cristina vende camarón y pinchos, pero el emprendimiento todavía no genera los ingresos suficientes para que pueda pagar las cuotas de un préstamo que obtuvo en febrero; por eso ahora también ofrece el servicio de transporte.

Como ella, miles de personas perdieron sus empleos en los últimos meses y, por ende, dejaron de aportar al seguro social.

Las desafiliaciones incrementan la presión por liquidez en el Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS), que requiere de los aportes para cubrir, entre otras cosas, el pago de pensiones a jubilados y pensionistas.

Según Jorge Wated, presidente del Consejo Directivo del IESS (IESS), hasta junio se registran aproximadamente 270 000 desafiliaciones.

El funcionario se refirió al tema en una entrevista virtual con Jimmy Jairala, la mañana de este 7 de julio del 2020. Manifestó que mayo fue el mes más duro, solo ahí hubo más de 110 000 desafiliaciones. Para junio la situación no fue tan caótica, ya que se registraron menos desafiliaciones (30 000 en el mes).

El IESS está a punto lanzar un plan para incrementar las afiliaciones voluntarias. “Y con eso ayudar a que el flujo de recursos en el Seguro sea permanente y sostenible”, refirió Wated.

El funcionario también solicitó en estos días al Ministerio de Finanzas que pague la deuda por el 40% de aporte para el pago de pensiones, que arrastra desde octubre del 2019.

Pero ayer el presidente del IESS, minimizó la carta enviada al Gobierno.

Reconoció que el impago del aporte estatal es un problema, cuya solución ya debe ser acordada con el Ministerio de Finanzas.

Sin embargo, Wated explicó que ante la ausencia de esos recursos lo que sucede es que el Biess levanta algunas inversiones en busca de liquidez y con ese dinero se cancelan las pensiones.

EL COMERCIO

MÁS SOBRE LA EMERGENCIA SANITARIA

Noticias
Medidas de protección
Mapa de infectados
Glosario