Vida

Quito: 65% más de fallecidos de covid-19 en semáforo amarillo

Quito: 65% más de fallecidos de covid-19 en semáforo amarillo

El crecimiento de fallecidos confirmados por covid-19 en Quito sigue en ascenso. Hasta este lunes 6 de julio del 2020 suman 511, con lo cual hay un incremento del 65% desde el 3 de junio, que la ciudad pasó al semáforo amarillo.

Hay que tomar en cuenta que que el Ministerio de Salud Pública (MSP) solo transparenta las cifras de muertos, que previamente recibieron una confirmación positiva de la enfermedad viral con pruebas PCR.

Durante estos 29 días de análisis, en promedio, han muerto siete personas diarias, mientras que en los meses previos de confinamiento en semáforo rojo, el promedio al día era de cinco decesos.

Durante el mes de junio, el pico más alto de defunciones diarias fue el 12 de junio con 27 decesos; cantidad menor al pico de mediados de mayo que fue de 64.

En tanto, en la primera semana de julio, las defunciones diarias se elevaron el sábado 4 con 18 víctimas. Hay que tomar en cuenta que esta última cifra se registra un día después de que se levantaron nueve fallecidos en una sola jornada en el sur, norte, centro y los valles, según la Empresa Metropolitana de Gestión de Residuos Sólidos (Emgirs), que apoya en esta tarea.

Desde el 4 de abril, la Emgirs no había levantado tantos cadáveres en 24 horas.

Made with Flourish


Este creciente número diario de muertes ha provocado una mayor demanda de los servicios funerarios, sobretodo de hornos crematorios. El proceso de cremación toma unas tres horas por cuerpo.

Según el MSP, la mayor cantidad de personas que no lograron superar la mortal infección corresponden a Chillogallo, en el sur, Centro Histórico, Belisario Quevedo, en el norte.

A estos sectores siguen: La Magdalena, Guamaní, también del sur; Cotocollao, en el extremo norte, Chimbacalle y Calderón. Estas zonas registran el mayor nivel de contagios, debido a la multiplicación de ventas informales y aglomeraciones en calles céntricas y paradas de buses.

Al igual que en otras partes del Planeta, el virus afecta en Quito más a hombres que a mujeres; asimismo ataca más a personas de la tercera edad, que en muchos de los casos tienen otras enfermedades como hipertensión alta, diabetes u otras enfermedades crónicas.

Tras este grupo están quienes tienen entre 50 y 64 años de edad. Los más jóvenes (de 20 a 49 años de edad) son los que más se contagian, pero son los que menos fallecen.