Deportes

Capitanes de Brasil y Ecuador hablaron sobre le negativa de jugar la Copa América

Capitanes de Brasil y Ecuador hablaron sobre le negativa de jugar la Copa América

A ocho días del inicio de la Copa América (13 de junio), la posibilidad de no jugar este torneo en Brasil se discute no solo dentro de la selección local, sino también con jugadores de otros países sudamericanos.

Previo al encuentro entre la Verdeamarella y el combinado ecuatoriano, por la fecha 7 de las eliminatorias al Mundial de Catar 2022, hubo una reunión entre capitanes, para hablar sobre la posibilidad de negarse a jugar este torneo sudamericano.

Así lo dio a conocer el zaguero tricolor Robert Arboleda, tras la caída ante la canarinha, que se dio en Porto Alegre.

"Tengo poco que decir porque quienes están hablando son los capitanes, entre los capitanes. Mi capitán se está encargando de eso", reveló el defensa del Sao Paulo en declaraciones a 'SporTV'.

De esta forma, confirmó lo publicado días atrás en algunos medios que afirmaban que algunos futbolistas concentrados con sus selecciones han sondeado la opinión de colegas de otros países sobre jugar la Copa América en Brasil, país que ha sido duramente golpeado por el Covid-19.

Arboleda, quien recientemente fue suspendido por su club y multado tras ser sorprendido en una fiesta clandestina en Sao Paulo en plena pandemia, cree que no se sentirá "a gusto" jugando la Copa América en Brasil, porque es un momento "muy difícil no solo para los futbolistas", sino también "para el pueblo".

"Hay mucha gente muriendo. Tiene que pasar algo porque para nosotros como jugadores es muy difícil. No sabemos si cuando lleguemos a un hotel habrá alguien con covid y pueda transmitirlo a alguno de nosotros y nosotros a otros jugadores", manifestó.

En este sentido, pidió a la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF) y la Conmebol, la máxima autoridad del fútbol sudamericano, que den su versión sobre el cambio de sede y garanticen la seguridad de todos los participantes.

Brasil, con más de 470.000 muertes y casi 17 millones de casos de coronavirus, es el país de Latinoamérica más castigado por el SARS-CoV-2, el segundo del mundo con más decesos asociados a la covid y el tercero con más infectados, por detrás de Estados Unidos y la India.